Una campaña de moda, nos lo hace saber: “La vida es chula”, si claro, pero no siempre. Hay días que estamos desmotivados, desganados, tristes, apáticos. No nos engañemos: “No podemos estar siempre felices. Ni debemos pretenderlo”. Enfadarse